Capítulo 2. A vueltas con la vida.

Y la de vueltas que da. Llevo muchos días dándole vueltas a este post, pues a la historia que os contaba le llegó su punto final, inesperadamente para mi y sorprendentemente para él.

Y he estado pensando mucho sobre lo caprichosa que es la vida, que no para de ponernos a prueba. Ha sido difícil que después de tres años, con las alas de volar guardadas bajo llave en el armario mas profundo, decidiera sacarlas a pasear y alguien que estaba al acecho disparara en el momento que estaba despegando. Aunque pasado el tiempo, es mejor así, desde arriba el golpe habría sido más fuerte. Y no estaba preparada. Y no me lo merecía.

Hay que dejar la cobardía de lado y en primer lugar sincerarse con uno mismo. Algo que es fácil de escribir o decir, pero su trabajo nos lleva. Hace falta que nos grabemos a fuego que la verdad duele una vez y la mentira cada vez que se recuerda, y aplicarnos el cuento.

No podemos confiarle a otros el interruptor de nuestra felicidad, y no es egoísmo, es generosidad. Nosotros tenemos en nuestras manos la capacidad para conseguirlo, solo hace falta creérselo, confiar en nuestras posibilidades y luchar por ello. Y no, no es una guerra contra los demás, es una carrera de obstáculos. Los que nos ponemos nosotros por miedo. Miedo a fracasar, al rechazo, a la locura. Recuerda que en algún momento los “triunfadores” fueron “perdedores”, la diferencia es que cuando perdieron no se dieron por vencidos.

IMG_0036-0.JPG

Todos tenemos algo que nos hace especiales, únicos e irrepetibles. Tenemos mucho que dar, y cuando das, recibes. Tadará mas o menos, pero llegará. El éxito que mas se disfruta es el que se consigue con esfuerzo, y si es acompañado, entonces hablamos ya de palabras mayores. Negarnos a nosotros mismos la posibilidad de ser felices es negarle a otros la posibilidad de que ocurra.

Y este post va para mi, porque siempre tengo estas palabras para los demás, y luego vienen los “ejem ejem”. Y solo puedo contestar touche. Pero ea, es mucho más fácil decir que el mundo esta contra ti que asumir que te has rendido. Nos aferramos a buscar excusas. Nos auto-engañamos y sufrimos, somos masoquistas de los sentimientos.

Así que basta de excusas, busca a tu guerrero interior, vístete con tu mejor sonrisa, y a comerse el mundo. Todo lo que buscamos y deseamos esta esperando a que pulsemos el play.

IMG_0035-0.JPG

Nos leemos pronto.

Los que aseguran que es imposible no deberían interrumpir a los que estamos intentándolo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s